Fran García: “Rendimos por encima de lo esperado; cada año es más difícil competir”

El Embutidos Pajariel Bembibre cerró ante Movistar Estudiantes su sexta campaña en la máxima categoría del baloncesto femenino español. Con la permanencia asegurada desde la última semana de febrero después de sumar los nueve triunfos que acumuló a lo largo de la Liga Regular, el conjunto del Bierzo Alto sumó en Madrid una nueva derrota que no debe restar ni una pizca del valor que tuvo la actuación de la escuadra rojilla durante todo el curso. De hecho, su entrenador, Fran García, considera que “la valoración ha sido notable. Somos uno de los presupuestos más bajos de la competición y estuvimos salvados durante el último mes”, recuerda el míster asturiano, que admite, eso sí, que “en las últimas semanas, debido a la acumulación de partidos, no estuvimos a la altura y no competimos como lo hicimos durante los seis meses anteriores”.

A pesar de la última racha de resultados negativos, Fran García opina que “las temporadas hay que analizarlas en su globalidad. El rendimiento ha sido notable viendo la configuración de nuestra plantilla en comparación con el resto de equipos”, analiza el preparador del conjunto berciano, que reconoce que “queda un regusto amargo después de competir tan bien durante seis meses con una serie de jugadoras que no sabías el rendimiento que iban a ofrecer. El equipo llegó fundido al tramo final porque apretamos mucho en enero y febrero y eso se tenía que pagar”, explica el gijonés, que hace especial hincapié en el factor físico. “Además, juegas sin un objetivo y es difícil llegar a los partidos con la ambición que tenías antes”, puntualiza el míster asturiano, que asume, asimismo, las limitaciones que tuvo por la configuración del plantel: “Tener una plantilla corta pasa factura porque tuvimos jugadoras que acumularon más de 30 minutos en muchos partidos”.

“Rivales y aficionados han alabado nuestra temporada”

Fue ésta una campaña complicada por el nivel de la competición, aunque el cuadro bembibrense vivió buenos momentos. “El mejor fue la semana en la que enlazamos tres triunfos –sobre todo ante Campus Promete y Cadí La Seu, precisa-, donde vivimos nuestro punto culminante y aseguramos la salvación”, rememora el técnico asturiano, que reconoce que “el peor momento fue la lesión de Quinn Dornstauder, ya que el equipo perdió, aparte de su referencia en el juego interior, a la jugadora que era MVP de la Liga hasta ese momento. A veces el equipo ha pagado jugar sin la canadiense”, admite Fran García, que alaba la respuesta de sus pupilas después de este desafortunado suceso: “Se hizo más piña. La gente estuvo más metida, sobre todo defensivamente, con más ganas de jugar duro y subir para arriba”, subraya el asturiano, que considera que “esa lesión nos mató, pero supimos levantarnos cuando tuvimos que hacerlo”.

García, de hecho, se muestra satisfecho por el rendimiento de una plantilla joven y que creció paulatinamente tras iniciar el campeonato con cuatro derrotas consecutivas en las primeras jornadas. “El objetivo siempre ha sido mantenerse en la categoría y en base a eso se configuró el equipo”, incide el preparador de la escuadra rojilla, que asume que “es la permanencia a lo que puede aspirar. No hemos estado a la altura al final, pero hemos jugado ante equipos de la zona alta que deben estar en su punto más alto de preparación”, especifica el asturiano, que cumplió recientemente 50 partidos en la Liga como entrenador del Embutidos Pajariel Bembibre. Recuerda, asimismo, que “rivales, aficionados y gente del baloncesto en general han alabado nuestra temporada. La gente cree que el rendimiento ha sido superior al esperado”, enfatiza el preparador gijonés, que opina, además, que “no se le puede poner un pero pese al bajón del final”.

Sobre su continuidad: “En breve comunicaré mi decisión”

Aunque en algunas de las intervenciones en distintos medios de comunicación durante las últimas semanas ha reconocido que el club está interesado en que siga ligado a la entidad del Bierzo Alto y cumpla su tercera campaña en la villa del Boeza, Fran García aún se da un periodo de reflexión para tomar una determinación. “En breve comunicaré al club la decisión”, asegura el míster asturiano, que entiende las dificultades y analiza las necesidades del conjunto bembibrense: “Hay que intentar aumentar la inversión en plantilla. No puedes iniciar la temporada con apenas una jugadora asentada en la Liga porque el resto se convierten en apuestas que pueden resultar aventuras”, concreta el gijonés, que cree, de hecho, que “se necesitan ocho jugadoras que conozcan la competición y después ir rellenando. Es fundamental para poder competir en igualdad de condiciones”, apostilla.

Su posible continuidad, que se deberá resolver en las próximas fechas de cara a emprender el séptimo proyecto de la entidad rojilla en la máxima categoría del baloncesto femenino nacional, dependerá de varios factores más allá de la oferta económica. El gijonés valorará también otros aspectos. “Tengo más frentes abiertos antes de decidir en función de lo que se pueda hacer y a lo que se pueda llegar”, expone García, feliz por la buena acogida que ha tenido entre la afición: “Me he sentido querido y respetado. Cuando la gente te para por la calle sin conocerte y te felicita, te da a entender muchas cosas”, rubrica.

“Mucha gente nos veía descendidos”

Por otro lado, Fran García destaca el nivel de la Liga, que, según el asturiano, “está subiendo cada año. Para un equipo como éste, que en esta temporada incluso bajó su presupuesto, cada año es más difícil competir porque los otros equipos suben su inversión y tú lo mantienes o lo bajas”, señala el técnico de Gijón, que considera, de hecho, que “en alguna ocasión puedes tener problemas. La Liga es muy fuerte y se están moviendo salarios que hace pocos años eran impensables”, certifica.

Por ello, afirma el técnico del cuadro bembibrense que “hay una evolución y eso es bueno. La llegada de DIA ha sido buena porque está aportando cosas nuevas que dan calidad a la competición”, incide el gijonés, que aclara, no obstante, que hay cosas que se pueden mejorar. “Se debería tratar de ampliar la Liga porque al final se hace corta con siete meses”, opina Fran García, consciente de que se está tratando la posibilidad de ampliar el play-off y la Copa de la Reina a ocho participantes.

Dos ampliaciones que darían un nuevo salto a una competición que esta temporada ha crecido en repercusión gracias, además, a Teledeporte y la mayor implicación de los medios. Un campeonato que ha ganado enteros gracias a las apuestas de equipos como Snatt’s Femení Sant Adrià, “la revelación de la Liga”, sostiene Fran García, consciente de las expectativas que había en torno a su equipo: “Mucha gente nos daba como candidatos a pelear por evitar el descenso –incluso nos veía descendidos, acota– y rendimos por encima de lo esperado”, asevera el gijonés, que esperaba más de un Campus Promete que este sábado se jugará el descenso: “Ha tenido problemas de lesiones y no ha tenido una regularidad por tanto cambio. Ha tardado en dar con la tecla”, concluye.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.